ciudad ajedrez .com
EL AJEDREZ Y EL DESARROLLO DE LA INTELIGENCIA
 MENU GENERAL INICIAR SESION    REGISTRARME
ciudad ajedrez
     
Ver usuarios

Enviado por: Marito Ver más artículos
Redactar un artículo
en Ciudad Ajedrez

COMPARTIR Windows Live facebook twitter Blogger email


Visitas: 376        Comentarios:

EL AJEDREZ Y EL DESARROLLO DE LA INTELIGENCIA
Enviado en: 29-01-2013

INTRODUCCION

Marito

El éxito de la enseñanza del ajedrez consiste principalmente en mostrar qué tan fácil es aprenderlo, siempre y cuando se use una adecuada metodología. Metodología que debe permitir la incorporación del padre y la madre en este proceso, lo que harán que los hijos disfruten más el aprendizaje del ajedrez.

Es importante señalar como hoy día las sociedades comienzan a reconocer las virtudes pedagógicas del ajedrez, su capacidad para introducir al niño en valores como la deducción lógica, la capacidad de reflexión, la planificación, el valor de las herramientas (piezas), etc. Sin embargo, en nuestra sociedad el único impulso que se le da es a través del programa de Juegos Estudiantiles y de Juegos Nacionales, pero es un impulso a medias, ya que el Estado no impulsa la preparación de entrenadores o instructores en los centros formadores de profesores deportivos.

Vemos como la familia a veces se desentiende del proceso educativo de sus hijos y a través del ajedrez podemos que se conviertan en protagonistas del proceso educativo de su hijo o hija en unión del centro escolar al que asisten.

Los niños siempre están ansiosos de aprender cosas nuevas y si lo hacemos de una manera afectiva, confiando en sus posibilidades individuales, de seguro tendremos éxito en la enseñanza del ajedrez.

Su aprendizaje fomenta la formación de un carácter firme y equilibrado ya que se verá como la idea del azar desaparece y se les mostrará que las cosas no se consiguen por suerte sino a través del esfuerzo y trabajo diario. Las cosas hay que conseguirlas ateniéndose a las circunstancias que las rodean y usando solo los medios permitidos, de igual forma hay que acostumbrarse a luchar de forma lícita contra los demás.

Al final de este proceso tendremos la complacencia de ver como los niños mejoran notablemente su evaluación escolar, esto sucede al aumentar el nivel de concentración que a su vez ayuda a que retengan con mayor facilidad la explicación de los educadores o profesores.

VENTAJAS DE LA PRACTICA DEL AJEDREZ

Cuanto antes se inicien los niños más ventajas pueden obtener, pero antes hay que preguntarse cuáles son las ventajas que brinda el ajedrez al desarrollo intelectual y personal de los niños.

Los niños que aprenden a jugar el ajedrez mejoran significativamente sus calificaciones ocupando los primeros puestos en sus clases.

Existe un alto desarrollo de las cualidades dinámicas de la atención, el pensamiento y la memoria; además destacan en ciertas cualidades como dominio de sí mismo, voluntad disciplinada y la capacidad de análisis y síntesis.

Es de destacar que no hace falta ser inteligente para jugar el ajedrez, sino que el ajedrecista desarrolla de forma especial ciertas capacidades que le permiten aprovechar más su inteligencia natural.

PRINCIPALES CAPACIDADES PSICOLOGICAS QUE DESARROLLA LA PRACTICA DEL AJEDREZ.

• INTELECTUALES:

• ATENCION Y CONCENTRACION:

Son las capacidades que más rápidamente se desarrollan mediante el ajedrez.

Es increible ver como un niño o niña aprende con rapidez a atender y se acostumbra a pensar, a concentrarse en lo que está haciendo, si por medio hay un tablero de ajedrez. Esto lo he visto principalmente con algunos niños hiperactivos que después de un tiempo de práctica del ajedrez son capaces de estar sentados ante el tablero más de media hora sin levantarse para nada.

• ANALISIS Y SINTESIS:

Al tener la necesidad de contestar la amenaza del contrario y a la vez amenazar algo, tendrá que ver que son varias las posibles amenazas y sus posibles respuestas de ataque, ante esto tiene que analizar cada una y sintetizar cuál es la que mejor cumple todos los requisitos y esto se repite durante toda la partida.

Incluso hay niños y niñas que después de un tiempo pueden efectuar combinaciones de tres jugadas. Hay que tomar en cuenta, para comprender lo que esto significa, que cada jugada puede tener más de una respuesta.

• EL RAZONAMIENTO LOGICO-MATEMATICO:

El tipo de razonamiento que se emplea en el ajedrez es el mismo que se utiliza en las matemáticas.

Algunos señalan “El ajedrez es a la matemática lo que la música es a la acústica”.

LA CREATIVIDAD Y LA IMAGINACION:

El ajedrez no se juega contestando simplemente de buena forma las jugadas del rival.

Todo ajedrecista ha de imaginar posiciones distintas de las que hay en el tablero en un momento dado y que le faciliten el tiempo. A partir de esa idea crearán un plan de acción por medio de jugadas que obliguen al rival a equivocarse para modificar la posición de las piezas y conseguir lo que se busca.

Tiene que ser más rápido e imaginativo que su contrario en la creación de nuevas posiciones.

• SOCIALES O DEPORTIVAS.

Estas no pertenecen solamente al ajedrez sino que se adquieren con cualquier deporte y tenemos las siguientes:

• ACEPTACION DE LAS NORMAS:

Como en cualquier deporte, hay unas reglas que hay que respetar para poder jugar y son tan determinantes estas reglas que el jugador se acostumbra a respetarlas y cumplirlas sin la necesidad de que el árbitro intervenga.

• ACEPTACION DEL RESULTADO:

Como en cualquier otro deporte, el jugador de ajedrez debe aceptar el resultado del encuentro, pero con más mérito en ajedrez ya que no existe ninguna razón física que justifique el resultado. El vencedor no suele ser más alto ni más fuerte, ni más rápido que el vencido, sino que ha jugador mejor.

• FORMACION DEL CARÁCTER:

• CONCEPTO DE ORGANIZACIÓN:

El jugador analiza los problemas que le plantea el juego y debe hallar la mejor solución para responder a una movida. Pero después tiene que planificar la acción, porque no debe ser indiferente al orden de las jugadas. Y tiene que combinar jugadas con distintas piezas en un orden dado, o sea tiene que organizar su juego y de ahí entonces habituarlo al concepto de organización y la consecuencia es que acepta el trabajo en equipo e integrarse con facilidad en el mismo. Esto se ve cuando el niño o el joven juega en equipos representando a su institución.

• CONTROL EMOCIONAL:

Por sus propias características y forma en que se desarrolla el ajedrecista, tiene que controlar sus emociones al máximo. No debe dejar llevar por la ira o el desprecio hacia el rival porque entonces estará perdido. Tiene que pensar con el mayor cuidado y frialdad y así actuar con cuidado. Sucede que a veces se advierte un error después de realizada una jugada y ya no hay remedio, entonces hay que confiar en que el rival no se de cuenta. Y en ese momento, sobre todo en los niños escolares, es instintivo la exclamación o arrugan la cara o se agarran el pelo, etc, dando una pista al rival de que algo sucedió. Hay que acostumbrarlo a que cuando esto suceda se queden tranquilos y sigan como si nada ocurrió y evitar dar pistas al rival.

• EXPRESION RAZONADA:

Como consecuencia del desarrollo de la capacidad de análisis y del razonamiento lógico-matemático, se desarrolla la facultad de expresión. Si se ha pensado bien lo que hay que hacer y las razones en que uno se basa, no hay dificultad de expresarlo con la voz, si fuera necesario. Existen casos de niños con dislalia que cuando juegan al ajedrez, hablan correctamente. Así entonces su problema en la vida normal disminuye conforme aumenta el conocimiento del juego.

• SENTIDO DE RESPONSABILIDAD:

Evidentemente, por sus propias características de individualismo, un ajedrecista no puede echarle a nadie la culpa de sus errores, pero tampoco puede achacar el resultado a la mala suerte ni a factores exógenos.

La única suerte que existe en el ajedrez es la del color, pues tiene ventaja jugar con blancas; pero cuando se juega varias partidas, alternando los colores, esta suerte está compensada.

Además hay una costumbre en el ajedrez que es la de comentar la partida al final de la misma. Porque el ajedrez, al revés que otras actividades, permite la repetición perfecta de lo que se ha hecho. Pues bien, con este comentario el jugador se acostumbra a reconocer sus equivocaciones y sus aciertos afianzando así su responsabilidad por los mismos.

• AUTOESTIMA:

Probablemente porque es una batalla mental, el jugador de ajedrez valora mucho el esfuerzo que representa mejorar en este juego. De tal forma que conforme va mejorando va aumentando su autoestima. El niño que empieza a comprender algo de los misterios del ajedrez va tomando confianza en su capacidad para iniciar otro tipo de estudios y acciones. Esto se mira a veces con niños que son tímidos y que gracias al ajedrez poco a poco van perdiendo su timidez y se vuelven sociales y a veces hasta se convierten en líderes de sus clases. Son casos extraordinarios del desarrollo de la autoestima.

• TOMA DE DECISIONES:

Son muchas las veces que en ajedrez, mucho más que en cualquier otro deporte, hay que tomar una decisión que puede ser definitiva, pues no se puede consultar con nadie.

CULTURA:

Todo lo que sea desarrollar la mente supone una mejora cultural porque prepara para aceptar nuevas ideas y diferentes puntos de vista; pero en ajedrez se presenta otro aspecto muy interesante y es el de la armonía de los movimientos de las piezas. En los torneos de ajedrez a veces se premia a la partida más bella, sin embargo en nuestro país eso no sucede, esta partida debe tener las combinaciones más espectaculares y con mayor armonía en los movimientos de las piezas. El ajedrecista acostumbrado a buscar armonía en sus jugadas estará más predispuesto a encontrar belleza en la armonía de los sonidos musicales o en los colores (pintura).

“LAS VIRTUDES DEL AJEDREZ SON TAN INNUMERABLES COMO LOS GRANOS DE ARENA DE UN DESIERTO”


 facebook A  94 personas les gusta este artculo



Artculos de Marito
agregar comentario
Agregar comentario: Número de caracteres:


Para agregar comentario debes Iniciar sesinAQUI
fin de la informacion

EL art??culo y su contenido es responsabilidad del autor del mismo